Inmensos parajes desolados y fríos, bosques vírgenes, riachuelos dispersos, carreteras de tierra que serpentean entre poblados perdidos otorgan el marco a esta singular serie de la BBC que transcurre en Gales (se hizo una versión en galés y otra en inglés).

Hinterland (Y Gwyll en galés) tiene un protagonista, el detective Tom Mathias (Richard Harrington), que vive en una casa rodante en medio de la nada, que sale a trotar todas las mañanas por la inhóspita naturaleza que lo rodea y con la que parece mimetizarse.

Mathias es un hombre parco, encerrado en sí mismo, que carga con un pasado doloroso que se irá revelando a medida que pasan los capítulos.

En esta Gales rural, él y su compañera, la detective Mared Rhys, se enfrentarán a crímenes pasionales y venganzas antiguas, que develan dolores y sufrimientos, traumas insospechados, que parecen mezclarse con este entorno salvaje y aparentemente apacible.

Allí donde se reúna un grupo de seres humanos habrá siempre la posibilidad de sentimientos bajos, crueldades, abusos de poder. Nada que pueda permanecer oculto para siempre (como por lo demás se ha encargado de demostrarnos la historia).

Observador y perseverante, Mathias subirá y bajará caminos, en auto o escalando a pie para dar con las pistas e interrogar una y otra vez a los testigos, mientras en el cuartel de policía de la ciudad se recaba toda clase de datos y se espera los informes de los especialistas.
Aquí no hay “serial killers”, sólo personas corrientes -o aparentemente- mostrando el lado más oscuro de su humanidad.

Cada capítulo de Hinterland es virtualmente un largometraje independiente -duran poco más de hora y media- que se resuelve al finalizar.
En el trasfondo, van quedando por resolver ciertos enigmas de sus protagonistas, que se asoman en segunda fila y de manera muy sobria, como pequeños asuntos pendientes que invitan al espectador a continuar con el siguiente episodio.

Un drama policial que se sirve de a sorbos pequeños pero intensos, cuya cámara presta tanta atención al omnipresente paisaje como a esos seres humanos, tan anónimos y opacos como reales, que enriquecen cada una de las historias.

>Serie disponible en Netflix

Comentarios

comentarios