Ya no se ocultan ni evaden a la prensa: la semana pasada se les vio en el West End, asistiendo a una de las obras mas exitosas de la temporada teatral londinense: The Book of Mormon y la semana anterior fueron al secreto lanzamiento del último disco de James Blunt.

Cressida parece ser la chica ideal: su familia se codea con los circulos reales y Harry la conoce desde pequeña. De hecho, fue su prima la princesa Eugenie íntima amiga de la Bonas quien hizo de celestina cuando el príncipe se obsesionó con Cressi, como le dicen, cuando la vio bailando en  el famoso club Mahiki en Chelsea . Al principio la joven,  que tiene un diploma en danza, se sentía cohibida por la atención que recibia cada vez que salía con su novio, lo que no facilitó las cosas al comienzo dicen cercanos, y cuando estalló el “escándalo de las Vegas” la rubia decidió terminar la relación. Fue su amiga Eugenie quien la convenció de perdonar a Harry, y para consolidar la reconciliación se fueron a esquiar a Verbier, donde por primera vez se besaron públicamente. Este verano, el príncipe y la chica de los dungarees y los scrungies  (collettes para el pelo) se fueron de vacaciones a un safari al Delta del Okavango en Bostwana. Aunque Harry mantuvo una larga relación con la sudafricana Chelsy Davy, nunca pareció lo suficientemente maduro como para compromenterse, pero todo parece indicar que ahora luego de ver a su hermano feliz  formando familia, el inquieto príncipe desea seguir sus pasos con esta chica que es tan relajada como él y que como le ha contado a sus amigos cercanos, lo hace reir.

Los rumores no cesan y dicen que Cressida será presentada a “la firma” durante el bautizo del Príncipe George el próximo 23 de Octubre.

Ya conoció a su eventual suegro, el príncipe Carlos, pero en esta oprtunidad conocería a Camilla , el principe de Edimburgo y por supeusto a la Reina, lo que la acercaría más al momento de la pedida oficial de mano por parte de Harry.

Cressida a quien familiares y amigos llaman Snoop tiene un estilo muy informal y cuentan que siempre ha soñado con un matrimonio a pie pelado en una playa de Bali. Sin embargo, con Harry ese sueño no podrá hacerse realidad.  La Abadia de Westminster seguramente será la que se vista de fiesta una vez mas, mientras Gran Bretaña ya se prepara para otro año de celebraciones… si estos fuertes rumores se concretan.