Estas fotografías realizadas durante la fiesta de La Tirana pertenecen a Bailarines del Desierto, una investigación fotográfica que inicié el año 2008 sobre las fiestas religiosas que transcurren en el Desierto de Atacama. Desde hace más de 100 años nacen como resultado del sincretismo entre las culturas originarias y la religión católica, diversas fiestas religiosas tales como La Virgen de La Tirana, San Lorenzo de Tarapacá, La Virgen de Ayquina y La Virgen de Las Peñas. 

Estas celebraciones congregan a un gran número de peregrinos, siendo los grupos de baile los principales protagonistas. Estos grupos consolidados durante el apogeo del salitre, son conformados por gente del pueblo, personas humildes que con mucho esfuerzo realizan cada año su tributo a la virgen o santo, organizados en sociedades y bailes de carácter comunitario y familiar. Durante todo el año se preparan rigurosamente, ensayando y haciendo eventos y actividades, generando así los recursos necesarios para asistir y participar cada año en estas fiestas. 

Es a través de sus bailes que cumplen el pago de sus mandas, en las cuales se encomiendan a la divinidad por salud y bienestar.

En pleno desierto, sin importarles el calor durante el día o el frío durante la noche, expresan su fe “bailando” acompañados por el compás de imponentes bandas de bronces, laquitas y otros en un despliegue audiovisual de gran envergadura, generando comunitariamente un viaje místico que tiene como finalidad un encuentro directo con la Divinidad.