Una de esas alternativas es el Painmaster MCT, un innovador dispositivo que permite suavizar las molestias hasta el punto de, en algunos casos, hacerlas imperceptibles.

Este parche, clase II no invasivo y permite aliviar los dolores y los espasmos musculares por medio de la terapia por micro-corriente. Así, de manera simple y cómoda puede ser utilizado en el cuello, la espalda (inferior y superior), las articulaciones, el túnel carpiano, la bursitis, la tendinitis, los calambres de piernas, las lesiones deportivas, los dolores de cadera, etc.

Este sistema funciona a través de dos parches, que se colocan en la zona de dolor, de forma que las corrientes fluyen a través del área dañada de un parche hacia el otro, ayudando a estimular el proceso de alivio natural.

Wp-Parche-488

Por esta razón, entre sus beneficios, además de controlar el dolor, ayuda a acelerar el proceso de curación y mejora la regeneración de los tejidos blandos. Por otro lado, es reutilizable por 300 horas y dado su pequeño tamaño, se puede utilizar sin problemas debajo de la ropa para vivir una vida normal.

Este dispositivo no requiere de corriente eléctrica externa, pues contiene una batería plana no visible.

>Más información sobre el Painmaster en: www.painmaster.cl