Podríamos decir que el dato de 0,8% estaba anticipado por los expertos, que la serie desestacionalizada no es tan negativa o que influye de manera importante los niveles actuales del precio del cobre en el ritmo de la actividad económica.

En cualquier caso, hoy el crecimiento del país tiene en serios aprietos financieros a muchas empresas grandes, medianas y pequeñas. Los despidos masivos son un hecho que se están viendo en empresas grandes de distintas industrias que necesitan recortar gastos. Para el caso de muchas PYMEs, no solo deben recurrir a la reducción de costos, sino que además les empiezan a extender los plazos de pago, lo que complica instantáneamente sus flujos. Por último, el acceso al financiamiento se restringe de manera importante, porque los bancos definitivamente no quieren correr mayores riesgos.

mh1

La economía se puede ver como un paciente. El IMACEC es la frecuencia cardiaca y el hecho que disminuya por debajo de los niveles normales, no tiene una consecuencia instantánea. El problema es cuando se mantiene así durante mucho tiempo, porque el corazón no alcanza a bombear suficiente sangre con altos niveles de oxígeno al cuerpo y esto empieza a tener sus consecuencias.

El IMACEC, el PIB o el IPC son sólo indicadores que ayudan a medir distintas aspectos de la economía, pero no se debe perder de vista que el verdadero problema es que existen personas y empresas que están atravesando momentos muy complejos por el escenario actual. Deben venir medidas concretas que generen al menos una esperanza de cambio porque, lamentablemente, por ahora, no hay de dónde afirmarse para pensar que el próximo año será mejor.