De cuando en cuando, los representantes de la industria del espectáculo se quejan: Que la cantidad de shows bajó en relación con la temporada anterior, que las visas de trabajo son un problema, que los estadios son otro, que nuestra ubicación geográfica lo complica todo, y que las entradas siempre (pero siempre-siempre) tienen una excusa para seguir subiendo.

¿Cuánto de cierto, cuánto de lloriqueo y cuánto de protección anti trolls hay detrás de todo eso? Es un asunto guardado celosamente entre quienes tienen acceso a las zonas blancas, grises y oscuras que éste, como todo negocio, también tiene. Mientras, los que miramos, disfrutamos y padecemos desde esta vereda, elegimos qué, cuánto y a quién creer.

Pero con la realidad visible sobre la mesa, lo cierto es que desde el año 2007 vivimos en un permanente boom de conciertos internacionales, con estrellas que nos visitan con periodicidad creciente y opciones que se multiplican. Un festín para nuestras expectativas, y una pesadilla para nuestros bolsillos.

Sin embargo, pocas temporadas se avizoraron tan pródigas como este 2018 que comienza, y que se anticipó con tempranos anuncios ya en 2017, entre ellos portentos como Erasure, Radiohead, Jean-Michel Jarre, Roger Waters y la despedida de Ozzy Osbourne. Muchos de ellos asoman como imperdibles, pero desde aquí sugerimos un top 4 de nombres que, ojalá, no se dejen pasar:

1) Gorillaz: El proyecto que terminó de demostrar cuan amplios podían llegar a ser los horizontes musicales de Damon Albarn (Blur) aterriza por fin en Chile, después de años de espera para sus fans. La experiencia del martes 20 de marzo se anticipa irrepetible, gracias a la mezcla entre integrantes “virtuales” y tracción humana, para poner a rodar un catálogo diverso como pocos.

2) Primera jornada de Lollapalooza: El festival de Parque O’Higgins ya es prenda de garantía, pero en su primer año con tres días de duración, sin dudas que el viernes 16 de marzo asoma como la jornada clave. Además de una deidad para los chilenos como Pearl Jam, y un histórico como David Byrne, ese día será el de LCD Soundsystem y The National (dueños de dos de los mejores discos del año que pasó), Zoé (una de las buenas exportaciones mexicanas del último tiempo), Bajofondo (un elemento de distinción en el cartel), Anita Dinamita (lo nuevo de Ana Tijoux), Shoot The Radio (el proyecto electro rockero de Zeta Bosio) y Los Jaivas, entre otros.

3) Depeche Mode: Los británicos son nombre mayúsculo donde los pongan, y Chile ha podido ser testigo de ello, aunque no con la frecuencia que otros de su tamaño han desplegado por estos lados (ésta será su tercera visita en 24 años). Por eso, lo mejor es asegurar un lugar en el Nacional el próximo miércoles 21 de marzo, para disfrutar en directo de joyas como “Enjoy the silence”, “Behind the wheel”, “Everything counts” y muchísimas otras, además de piezas de su último disco Spirit (2017).

4) Phil Collins: Lo del británico con Chile (en realidad, con las giras y los shows) parecía un capítulo más que concluido. Absolutamente retirado de la actividad pública, jubilado de la música y aquejado de diversos problemas de salud, era razonable pensar que una de sus tierras prometidas nunca más podría verlo en vivo. Pero el próximo jueves 15 de marzo habrá una nueva oportunidad (con Pretenders como refuerzo), y a la luz de los antecedentes no asoma errado utilizar una vieja máxima a la hora de alertar a los fans locales que quieren un último encuentro con su ídolo: Esto es ahora, o nunca.

Comentarios

comentarios