El backstage de un desfile es un evento en sí mismo. No hay frontrow, pero es allí donde realmente se cocinan las tendencias, se ultiman los detalles, y comienza el show. Los peinados se deciden semanas antes, y la marca Tresemmé es responsable de la mayoría de los looks.

En el caso de Prabal Gurung, el diseñador se inspiró en un viaje a Shanghai y quiso que el pelo fuese simple. Se decidió por una pony tail -o cola de caballo- tirante y prolija. Para Philip Lim la propuesta fue más rompedora. Un tomate con pelos volátiles “algo que hace tiempo no se veía”, según contó el argentino Diego Impagliazzo, uno de los peluqueros que formó parte del team.

En el desfile de Narciso Rodríguez lo que se vio en pasarela fue un cabello suelto, con movimiento. Pero para lograrlo, horas antes, los estilistas trabajaron a cuatro manos trenzando todo el pelo de las modelos. Lo soltaron en los  minutos previos al desfile.

Wp-450-fw2El jardín futurista de Carolina Herrera

Para esta colección la diseñadora venezolana salió de sus propios márgenes y jugó con la tecnología. Flores deconstracturadas y mezcladas con figuras geométricas fueron las protagonistas de sus 46 tenidas, en tonos pasteles y rojos brillantes. Las telas también sorprendieron. acostumbrados a la clásica seda y satín, esta vez la Casa de Herrera experimentó con espumas especiales para trajes de buceo, dándole una caída más estructurada y un volumen exagerado a sus femeninos vestidos y a las chaquetas que acompañaron los looks de faldas cortas y largas.

El rojo en los labios fue el protagonista absoluto de un maquillaje creado por M.A.C. Cosmetics. La piel súper natural fue la premisa de la diseñadora latina más importante del mundo. Para los ojos se usó una combinación de tres productos en tonos metalizados, y el peinado mostró efecto wet con un moño retorcido.

Wp-460-fw3

Detrás del maquillaje que se vio en el desfile de Ángel Sánchez está la mano de Sergio Erasmo, Senior Artist de M.A.C. Cosmetics para Argentina, Chile y Perú. El artista usó sombras amarillas para los ojos y rosado en las mejillas, para crear una “muñeca humana”.

Wp-450-fw5

Como es costumbre, el look de Tommy Hilfiger estuvo a cargo de Pat Macgrath. En la foto, Kendall Jenner, la modelo del momento, llena de tatoos metalizados.