En las paredes de la oficina de la agencia Elite, en el barrio El Golf, cuelgan cuadros con portadas de revistas de moda y tendencias. Destacan las de Trinidad de La Noi y Liéve Dannau, ambas finalistas en la competencia de modelos más prestigiosa del mundo: Elite Model Look International. Hoy, las dos triunfan en Europa y Estados Unidos. Liéve ha trabajado para Alexander McQueen, Calvin Klein, Rodarte y Armani. Trinidad está radicada en Milán, lista para consolidar su carrera como maniquí.

Ambas eran chicas ‘normales’, hasta que un booker (algo así como un cazador de modelos) las vio en la calle y les propuso concursar para integrarse al staff de la agencia.

Wp-elite-450-2

En eso están por estos días en Elite. Recorriendo los principales destinos turísticos de Chile para encontrar a la próxima chica de portada. Marisol García es la encargada del scouting local y mano derecha de la directora de la agencia, María de los Angeles Paul. Antes de partir, da la primera instrucción a los seis modelos que forman parte del equipo: “Les pueden sacar fotos a todas las niñas, eso sí por favor, que cumplan con la edad y ojalá con la altura”.

En Chile la estatura promedio en las mujeres es de un metro sesenta, mientras que en países como Alemania, llega al metro sesenta y siete. Según María de los Angeles no es un problema: “La mujer chilena es mucho más baja que la europea, pero aun así hemos estado en los primeros puestos del certamen los últimos cinco años”.

El scouting se realiza desde 1997, año en que la agencia llegó a Chile. Su directora dice que es una instancia necesaria “porque se descubren niñas de otras ciudades que no tienen posibilidad de ir a Santiago por su propia cuenta”. El año pasado se inscribieron alrededor de tres mil, de las cuales preseleccionaron cincuenta. Luego las fotos de las elegidas se envían a Elite International.

Wp-elite-450-4

El staff que llegó a Maitencillo, Cachagua y Zapallar a mediados de enero estuvo integrado por tres maniquíes hombres y tres mujeres; dos fueron ganadoras del Elite Model Look with Falabella; Augusta Montt y Catalina Chadwick. A ellas las acompañó Elisa Moro, quien irá a probar suerte a Hong Kong. Listos los seis, comienza la búsqueda de la próxima top chilena. “Anota tus datos en la pizarra. Muéstrala para la foto, y sonríe”, le dice Augusta a una adolescente en la playa. Ella tiene 16 años, mide 1.65 y es la primera candidata que encuentran en Cachagua.

Marisol destaca que no sólo deben ser bellas. Aparte de cumplir con los requisitos básicos (más de 1 metro 68, 14 a 22 años y talla 36 a 38), la próxima chica Elite debe tener algo más: “La mayoría de las que vemos acá o en la agencia tienen rostros simétricos y eso aumenta su belleza. Pero lejos lo que más importa es la actitud y su personalidad”.

El año pasado, en este mismo casting, la agencia reclutó a una ñiña de 12 años. Aunque no cumplía con el requisito mínimo de edad, hoy está en entrenamiento, para poder concursar en 2015. Allí aprenden a caminar, a posar y a modelar. “Es bueno prepararlas así porque le ves proyección. A Trini la vimos por primera vez en un mall a los 13 años. ¡Mírala ahora!”, cuenta Marisol.

Wp-elite-450-5

Por la relación que mantienen con las modelos y también con sus padres, el espíritu que se vive en la agencia es similar al de una familia. María de los Angeles y Marisol, de alguna forma, se convierten en ‘madres’ o, mejor dicho, guías de las aspirantes. El plan para los próximos años, comentan, es elegir a niñas que estén más preparadas, “así si quieren hacer una carrera internacional, ya cumplen con la edad mínima”.

Pasadas las 7 de la tarde, el sol empieza a esconderse de a poco y el equipo aprovecha un evento en Cachagua para ir en búsqueda de más concursantes. “¿Quieres sacarte una foto para Elite?”, le pregunta Augusta a una pequeña de 13 años que ya mide más que la chilena promedio. Mientras se presenta, la niña cuenta que uno de sus sueños es ser modelo y su pasión son los diseñadores y desfiles. A Marisol le gusta. Habla con ella, le pone un asterisco en la pizarra y le saca fotos con su cámara.

Ahora el scouting sigue hacia el sur, específicamente a Pucón, Panguipulli y Caburga. Todo el primer semestre estarán recorriendo Chile buscando a la próxima modelo top. Al final, uno nunca sabe… A Giselle Bündchen la descubrieron comiendo una hamburguesa cuando tenía 13 años. Y su gran salto lo dio después del Elite Model Look.