La casa de la familia Vuitton abrió sus puertas y también su jardín. ¿La razón? Celebrar la apertura de “La Galería”, el nuevo museo de Louis Vuitton y ubicado precisamente en sus históricos talleres, al lado de la casa de la familia, una construcción en el más puro estilo Art Nouveau. Instalado en una pequeña calle de Asnières-sur-Seine, al norte de Paris, los ateliers acogen ahora la exhibición repartida en dos pisos, donde es posible moverse libremente para ver su interpretación de temas como la globalización, las relaciones con los clientes, el monograma, la naturaleza y la vanguardia.

Wp-olympia-scarry-450

El día estuvo como para celebrar. En un ambiente distendido y muy chic, los invitados disfrutaron la “garden party” con el más exquisito champagne, vinos de las más finas bodegas francesas, jugos naturales y pequeños y ligeros petit four, junto a degustaciones de exquisitos ravioles, quesos y carnes que eran probados por los invitados mientras comentaban la nueva galería. Hasta la lluvia que cayó de pronto se sintió agradable luego del intenso calor parisino. ¡Perfecto! Allí estaban Patrick–Louis Vuitton, director de Órdenes Especiales; Michael Burke, president y CEO de la casa francesa; el diseñador Peter Marino; la actriz y rostro de la marca, Michelle Williams; la artista suiza, Olympia Scarry y la modelo, bloguera y chica “it”, Chiara Ferragni, entre otros.

Wp-curadora-judith-450

La Galería cuenta con objetos personales de príncipes, princesas y maharajas, de estrellas de cine y de diseñadores como Jeanne Lanvin, Christian Dior y Madeleine Vionnet, así como de clientes anónimos que, tal como los primeros, han sentido pasión por la artesanía más fina y delicada. Como dice Patrick-Louis Vuitton, “una pieza de equipaje Vuitton siempre es complicada de hacer y se ha creado para llevar la más bella de las cosas”.

Judith Clark, la curadora de la muestra, seleccionó los objetos entre los 200 mil documentos y 23 mil objetos que se han conservado a través de los años. De ellos eligió 400 que incluyen desde las primeras maletas hasta creaciones del director creativo actual, Nicolás Ghesquière. Se puede ver correspondencia privada de Gaston-Louis Vuitton, los baúles rígidos, diseños en pieles raras y exóticas, los primeros nécessaire, la maleta del fotógrafo Albert Kahn y el vestido pop-art de Andy Warhol. La selección de zapatos y carteras es impresionante, una muestra de lo intrínsecamente vínculada que está la moda en el universo Louis Vuitton.

Wp-derek-michelle-450

Sin duda, una razón más para querer visitar París y esta vez hacer una cita previa para recorrer la historia de una marca icónica en el corazón mismo de su origen.