Es cuestión de pararse cinco minutos en cualquier esquina de Manhattan para entender de qué estamos hablando. Las calles son un catálogo viviente de Street style. Los fotógrafos se multiplican, especialmente en el Meetpacking, Lincoln Center y el Skylight Building, en el 550 de Washington Street. Por allí se pasean los protagonistas de esta semana: modelos, maquilladores, editores, estilistas. Y celebridades, obviamente.

nyfw450-1

Como Rihanna, la cantante que debutó hace unos días en el NYFW con una línea para Puma, demostrando –como si a esta altura ya no lo supiéramos- que el sporty chic llegó para quedarse.

Los tacos altos retumbando en la vereda son un mito. Con temperaturas bajo cero, el outfit se transforma en un auténtico desafío. Zapatillas de cuero (todavía sigue la fiebre por las adidas, pero desde que Kendall Jenner se calzó unas Kenneth Cole se acabó el reinado), botas con chiporro y mocasines son las opciones más repetidas. Jeans, cuero y pieles cubren a las fashionistas de pies a cabeza, literalmente. Porque la posibilidad de salir a la calle sin sombrero es nula. Gorros tipo aviador con orejeras y gaucho style son los más fotografiados.

nyfw450-2

En maquillaje triunfa el no makeup trend. Pieles matificadas, muy naturales y texturadas. El glossy, por el momento, es cosa del pasado.