Vuela. Suspendida en una serie de cuerdas que la tienen prácticamente atrapada por nudos en posición horizontal. Casi desnuda. Entregada. Dakota Johnson (25) terminó de rodar hace meses 50 sombras de Grey, pero sigue en la piel de Anastasia Steele en Earned It, el sensual y provocativo video del canadiense The Weeknd. Una canción para la banda sonora de la película más esperada de febrero y que sólo aumenta las expectativas entre fans y curiosos en los descuentos al estreno, que en Chile será el 12 de febrero. Apuesta hot del fin de semana de San Valentín.

¿Exageración? En absoluto. Es verano en Santiago y dos meses antes que llegue a las salas, las distintas cadenas anunciaron que tenían prácticamente vendidas las entradas del primer fin de semana.

Pocos reconocen a Dakota —prueba de ello es que se paseó casi anónima en la última Semana de la moda de Londres junto a un redactor de Vogue, que la eligió para su última portada—, pero la imaginación es generosa y muchos quieren ver si la actriz está a la altura de la fantasía que creó la escritora E.L. James en su trilogía sobre una aspirante a periodista que entra en un juego de placentero sadomasoquismo con un atractivo ejecutivo (Jamie Dornan, el sicópata de la serie The Fall disponible en Netflix).

La veinteañera, estratégicamente de a poco, ha ido saliendo de su misterio. Invitada a varias fiestas en los pasados meses, encontró en la alfombra del Globo de Oro el lugar para que los medios la identificaran claramente y hablaran de ella, mientras un centenar de flashes le disparaban. Ella, cero ansiedad, mostraba con cada ángulo su Chanel Couture. Un diseño que, claro, jugaba con los brillos de varios tonos de gris…

Primogénita de Don Johnson y Melanie Griffith e hijastra de Antonio Banderas, Dakota tiene la ventaja de crecer con una mirada cercana a la industria. Ahora debe probar que puede sostener el protagonismo del fenómeno de esta década, donde nada se guarda en escenas de sexo. Según el video musical, ella quiere que todo parta luego. Ya conoce por sangre la fama, pero ahora tiene hambre por sentirla. Y lo va a dar todo.

wp-450-dakotaj

—¿Estás lista para un año muy agitado?

—Mucha gente me lo pregunta por estos días. Y poco a poco me estoy preocupando (risas). Pero, sinceramente, estoy bastante relajada.

—Protagonizas una de las películas más esperadas del año. La presión debe ser enorme…

—En realidad no. Siempre quiero entregar un buen trabajo. Y no es diferente con este proyecto. Por supuesto que entiendo el ‘condimento’ agregado que tiene 50 sombras de Grey. El libro llega al cine después de ser un éxito de ventas en todo el mundo. Pero puedo asegurar a los fans de la novela que no se sentirán decepcionados. Creo que la película va a cumplir con todas las expectativas.

—¿Es cierto que trataste de lograr el papel de Anastasia a como diera lugar?

—Sí. Cuando supe que iban a hacer la cinta, llamé a mi manáger de inmediato para que tratara de conseguirme una audición. Y en ese momento ni siquiera me había leído los libros.

—Y una vez que los leíste, ¿cambiaste de opinión sobre postular?

—No, ¿por qué? No soy para nada una mojigata. Y es una gran historia de amor. Pienso que esa es la razón por la que millones de personas fueron capaces de identificarse con este relato.

—De acuerdo, pero las escenas de sexo son bastante explícitas. ¿No te dio miedo filmarlas?

—En honor a la verdad, las escenas no eran tan sensuales mientras rodábamos. No es una situación romántica real. Hay una gran cantidad de tecnología involucrada en el set. Y es muy importante confiar en el equipo y tu compañero. Jamie (Dornan) fue increíble. El es maravilloso.

wp-450-dakotaj4

Antes de que la ficción del largometraje se extienda a la imaginación del público y tabloides, se debe contar que la joven lleva saliendo un buen tiempo con Matthew Hitt, modelo y vocalista de la banda alternativa Drowners.

Eso sí, ella no tuvo seguro el papel de Anastasia hasta recrear sensuales escenas con los aspirantes a interpretar a Christian Grey.

El casting fue extenuante. Vogue hasta bromeó comparándola con Vivien Leigh, ya que el proceso para encontrar a la heroína fue tan extenuante y mediático como el de Scarleth O’Hara en Lo que el viento se llevó. Y la elección de la hija de Melanie Griffith sorprendió.

Pero para la directora Sam Taylor-Johnson ella era la indicada. Dijo que se le quedó en la cabeza desde que la vio en Red social (2010), donde es la universitaria que amanece con el creador de Napster Sean Parker (Justin Timberlake). “Ella se robó la escena”, enfatizó la realizadora.  

wp-450-dakotaj3

Así y todo, Dakota seguía ‘probándose’ con una seguidilla de galanes —incluido el masculino y rubio Charlie Hunnam (Sons of Anarchy), que fue elegido y renunció a poco del rodaje. A la espera estaba Dornan, y los productores no demoraron en reclutarlo, tras la química en la intimidad que demostró con la actriz. Ninguno se reprime en los pasajes eróticos.

—Hay algunos rumores que señalan que tu papá (Don Johnson) dijo que no va a ver esta película porque su hija tiene sexo en cámara, ¿es cierto?

—Escuché lo mismo. Lo hallé divertido. El y mi mamá son profesionales. Han estado en este negocio durante mucho tiempo. Me apoyan en todo lo posible, más en mis decisiones profesionales. Sé que mi madre leyó los libros antes que yo, cuando el proyecto todavía estaba en planificación. Estoy segura de que están muy orgullosos de mi trabajo y quieren ver pronto la película.

wp-450-dakotaj2

—¿Crees que 50 sombras de Grey va a lanzar tu carrera en Hollywood?

—Siempre trato de tomar la vida paso a paso. No dejar que la locura me afecte, especialmente si viene de fuerzas que no se pueden controlar.

—Te ves muy madura para alguien de 25.

—Lo tomo como un cumplido. He visto muchas veces cómo gente cercana de mi edad pierde contacto con la realidad. Mira, soy feliz de que la gente hable de esta producción, pero también espero que los fans estén contentos con lo que entregamos. Esa es, de verdad, mi mayor preocupación. Quiero que sean felices.

—¿Cómo te relajas con toda esta locura que ahora te rodea?

—Trato de mantenerme saludable y en forma con Pilates y yoga. Eso me da el equilibrio que necesito en la vida. También tengo un montón de amigos que no están en la industria del cine. Hablamos de un montón de otras cosas más allá de las películas. Eso también ayuda.