Una mezcla explosiva entre talento y suerte. Eso fue lo que sucedió cuando Corinne de Boissière, esposa del peluquero Jacques Dessange, asistió al Festival de Cannes en los ’50 como encargada de prensa de la mítica actriz Brigitte Bardot. Convencida de la necesidad de brindar glamour al evento cinematográfico en la Costa Azul, le presentó a su marido a “BB”. Congeniaron de inmediato, y en la próxima edición se encargó de peinarla.

Es a él a quien pueden agradecerle los fans la versión rubia de Bardot —de pelo castaño originalmente—, que ideó para interpretar su sensual personaje en el filme Y Dios… creó a la mujer (1956).

Wp-Kylie-Minogue-450

Así, junto con el eyeliner marcadísimo y labios nude de “BB”, las féminas de la época se obsesionaron por alcanzar el rubio perfecto, sello de la firma hasta el día de hoy. En palabras de Benjamin, hijo del fundador y actual CEO en entrevista a La Parisienne: “El rubio DESSANGE se transformó en un must. Muchas veces copiado, pero pocas igualado”.

Ejemplo de rubios DESSANGE bien logrados son algunas de sus actuales clientas, otras blondas icónicas como Jane Fonda, Sharon Stone y Charlize Theron, quienes no dudan en acudir a alguno de los más de 500 locales repartidos en 45 países distintos.

Si de salones se trata, el más famoso es la primera maison DESSANGE en la 39 avenue Franklin-Roosevelt, cercano a los Champs-Elysées. Fundada hace 60 años, ocupa 1.000 m2, coronándose como la peluquería más grande de todo París.

Por si fuera poco, según una nota publicada en 2014 por el diario Le Figaro, en el lugar atienden en promedio 250 clientes diarios, con dos estilistas por persona.

Wp-Kendall-Jenner-450

DESSANGE puede parecer un imperio, pero no es otra cosa que el resultado de la mirada visionaria de su creador. Luego del hit con Brigitte Bardot, en 1961 creó los llamados Show Prestige, exhibiendo por primera vez el talento artístico dentro del mundo de la peluquería, algo totalmente revolucionario para la época.

Luego, a mediados de los ’70, se dio cuenta de la importancia de las franquicias en salones, un gran desafío en ese entonces. Para ello, estableció que todos los empleados debían ingresar al centro de formación DESSANGE, seguido de capacitaciones regulares, lineamiento que continúa hasta hoy. 

Pero si hablamos de la época de oro de DESSANGE, fueron sin duda los años ’80.

Partió con el pie derecho: en 1981 inauguró su primera peluquería en Nueva York, con la sexy Raquel Welch como embajadora. 

El boom definitivo vino con el famosísimo Coiffé Décoiffé o cabello cuidadosamente desordenado, en que Catherine Ahnell fue modelo fetiche en todos los anuncios de DESSANGE del momento.

Otro hito fueron las Mechas Californianas, también de autoría suya. Este estilo nació cuando se le ocurrió aplicar más cantidad de producto en las puntas, logrando un efecto de aclarado natural sin necesidad de aplicar en la zona de la raíz. De hecho, su objetivo era imitar del sol en las melenas de las surfistas de las playas de California. La técnica aporta luz y soltura a la melena y suaviza las facciones del rostro (¿Quiere un ejemplo actual? Mire el pelo de Gisele Bündchen)

Wp-Cara-Delevigne-dessange-450

En exclusiva para CARAS, Benjamin Dessange señala que: “La exclusividad de nuestras técnicas radica en la moda o Couture: la cabeza es vista como un objeto tridimensional donde el corte es usado como base para el trabajo del colorista.

El estilo desordenado o Coiffé-Décoiffe, al que los americanos llaman ‘Bed Head’, es nuestro peinado por excelencia, y reinterpretado en cada una de nuestras colecciones anuales”.

Es esta capacidad de reinventarse al tiempo que mantener su sello un atributo valorado por muchas figuras de star system. Entre sus fans están las top models Alessandra Ambrosio, Cara Delevingne y Kendall Jenner; actrices de la talla de Cate Blanchett y Uma Thurman, e it girls como Olivia Palermo. Todas ellas se pasean espléndidas por la alfombra roja de Cannes, festival del que DESSANGE es partner exclusivo en hairstyling desde 1984.

Aunque la mayoría de los mortales no podamos asistir a esta gala, sí conoceremos de primera fuente la experiencia DESSANGE y sus productos capilares —entre ellos la línea Phytodess— a finales de febrero. Ello porque abrirá sus puertas una sede del salón en el Sports Club Youtopia en Mall Vivo Trapenses. Ningún detalle fue dejado al azar, con mobiliario traído desde Europa para recrear la original maison DESSANGE en París. ¡Oh là là!