Caras

Blog

guns-caras

Lo que queda de Guns N’Roses

La crítica musical no está ni cerca de ser una ciencia exacta. La posibilidad de errar al momento de decir cosas tan concluyentes como que alguien viene con la motivación a la baja, o que los vínculos en el interior de una comunidad parecen desgastados, sin dudas es altísima. Pero de apreciaciones se trata esto, y en ese sentido el ejemplo dado por Guns N’Roses en Stgo Rock City, es casi paradigmático: La otrora banda más peligrosa del planeta hoy parece un espejismo de su leyenda, algo que paradójicamente tiene de dulce y agraz.

PJ

Lolla de Todos

A estas alturas, de cara a su octava edición, Lollapalooza ya puede decir que tiene algo en común con Viña del Mar, el festival que aparenta estar en sus antípodas. Porque tal como sucede con el de la Quinta Vergara, el de Parque O’Higgins se ha hecho acreedor de una particular condición: Todos creen saber perfectamente bien quiénes deben y no deben estar ahí, y todos creen ser mejores curadores que los tipos que llevan años organizando el evento. Es parte del juego.

Wp-Septiembre-588

La música del 18: Basta de lo mismo

Aparte de nuestra indesmentible afición por las grasas, el alcohol y la juerga, cada 18 de septiembre también deja en evidencia otras características arraigadas entre los chilenos. Una de ellas, es la marcada disociación que existe entre aquello que se perpetúa como la tradición musical, y lo que verdaderamente se encuentra bajo ese paraguas.

ceraticaras

Cerati, ahora y siempre

Aunque la última vez que se escuchó su voz fue un 15 de mayo de 2010, la fecha que se recuerda es el 4 de septiembre de 2014. Ése fue el día que quedó grabado a fuego entre los fans de Gustavo Adrián Cerati, hasta entonces transeúntes errantes de un camino que llevaba entre la angustia por su interminable coma, y la esperanza de una milagrosa recuperación.

Captura-de-pantalla-2017-07-26-a-la(s)-17.28.28

Shakira en Chile: La loba afila los colmillos

Más allá de una visita relámpago para empujar las ventas de un perfume con su nombre, hace rato que por Chile no asoma la menuda figura de Shakira. Desde 2011 para ser exactos, cuando anotó el inusual hito de llenar por tercera vez el Estadio Nacional (ya lo había hecho en 2003 y 2006), a la más pura usanza de monstruos como U2, Soda Stereo o Roger Waters.